La Nueva Privacidad

1189790854_0.jpgEl pasado viernes hubo una estupenda sesión en el Online Privacy, que incluyó una exposición invitada de Emily Vander Veer, autor del libro de O’Reilly Facebook: The Missing Manual. Si quieres, puedes descargar el episodio del día.

El debate fluyó acerca de la confirmación independiente de la nueva definición de la privacidad que está emergiendo en la cultura, que se asocia a la lucha por el derecho a la no revelación de información personal. La nueva privacidad es luchar por el derecho a difundir tu información personal en cualquier foro público pero manteniendo el control de su uso, lo que vendría a ser como una redefinición del lenguaje en si misma. En el fondo es un sinsentido porque “Si pintas algo en la pared no esperes que esté oculto“.

Daniel Weitzner dio en el clavo al mostrar los paralelismos entre la protección de la información que mostramos, por ejemplo, en Facebook y la legislación que protege la información financiera y médica.

Apuntó una diferencia crucial: la información médica y financiera protegida por las leyes evitan que la información se revele fuera de su contexto (a tu doctor o banquero). Pero si tu publicas tu información bancaria o médica en una web pública para que la vea todo el mundo, te pueden acusar de ser estúpido pero no reclamarían una legislación para el uso de esa información.

No obstante, a pesar de lo radical de los ejemplos, si que se pueden dar pasos adelante, pues no siempre publicarás tus datos “sensibles” tan a las claras sino que en ocasiones decides hacer pública información privada para un único contexto, por ejemplo fotografías de una afición en una comunidad de práctica sobre esa afición, y debería haber alguna reglamentación que controlara el uso de esa información dada en ese medio para que no pueda ser difundida sin tu permiso en otros.

Pero el caso es que es casi imposible. El mismo funcionamiento de la red, y en concreto de los buscadores como Google, no discriminan sobre que información se puede mostrar en los resultados de las búsquedas online, y mas a falta de algún estándar al respecto.

Entretanto, a falta de una legislación que proteja tu derecho a decidir donde quieres que aparezca tu información mas vale que solo difundas aquellos datos sobre ti que no sean de ámbito privado y no temas ver mostrados en otro lugar del que elegiste para difundirlos.

clothingcomputerobsessed_thumb.jpg

Inspiración | O’Reilly Radar

Valora este artículo para mejorar la calidad del blog ...

PobreRegularEstá bienMuy buenoExcelente (sin valoración aún)
Cargando…

¡SUSCRÍBETE A NAVEGANDO CON RED!

Si no quieres perderte ninguna publicación suscríbete a la lista de correo. Recibirás solo un email diario y solo si hay nuevo contenido.

Eventualmente recibirás contenido exclusivo y ofertas especiales.