A partir de ahora la policía española podrá disponer de información del propietario e incluso se obliga a que los operadores guarden durante 12 meses los datos del cliente por si fueran requeridos por las fuerzas de seguridad.

Estas nuevas medidas, que entrarán en vigor en cuanto se apruebe la nueva Ley de Conservación de Datos en comunicaciones electrónicas, cuyo borrador se aprobó el pasado Viernes 9 de Marzo de 2007, también exigirá llevar un libro de registro de clientes prepago a las operadoras.

No obstante, parece ser que se ha limitado el extremo de la nueva ley de modo que no afectará al contenido de las comunicaciones.

Supongo que estas medidas vienen motivadas por la actual fiebre por la seguridad que se inició tras los atentados terroristas del 11-S en New York, y van dirigidas a la identificación de delincuentes y/o terroristas pues es el medio principal de estos últimos para sus comunicaciones y que, hasta ahora, les permitía mantener el anonimato.

Además, tampoco parece que sea casualidad la importancia de los dispositivos móviles, y las pistas dejadas por ellos en la actual investigación y juicio sobre los atentados terroristas en Madrid el 11 de Marzo de 2005.

Solo espero que este tipo de medidas de control solo se apliquen bajo estricta aprobación de un juez y no sea un paso mas en el control ciudadano con la escusa de la seguridad. Este tipo de cosas suelen tener su justificación, lo malo es el uso que se haga de ellas porque una vez que se abre la puerta a la intromisión en la intimidad es difícil cerrarla.

Fernando T.

(Fuente: Movilae vía Diario de Navarra)

Valora este artículo para mejorar la calidad del blog ...

PobreRegularEstá bienMuy buenoExcelente (sin valoración aún)
Cargando…

¡SUSCRÍBETE A NAVEGANDO CON RED!

Si no quieres perderte ninguna publicación suscríbete a la lista de correo. Recibirás solo un email diario y solo si hay nuevo contenido.

Eventualmente recibirás contenido exclusivo y ofertas especiales.