La mayoría de la gente habla acerca de las reglas para comentar en blogs, así que no soy el primero que lo ha hecho, lo tengo claro. Eso si, la mayoría de ellos se centran en la llamada “netiqueta” para comentar en blogs. O sea, te dicen que siempre deberías añadir valor a la discusión, respetar al resto de comentaristas, no alimentar a los trolls, ser auténtico, ta ta ta..

Aunque este tipo de consejos son buenos, creo que carecen de sentido práctico. Hay otros puntos que veo en los que la gente incurre habitualmente al dejar comentarios, y que pueden ser igual de molestos para el propietario del blog que para el resto de lectores y comentaristas. Aquí tienes unos cuantas cosas que tienes que evitar a la hora de comentar en un blog.

1. Uso de negritas, mayúsculas o cursivas para resaltar el comentario completo

Los comentarios en Blogs pueden devolverte una buena cantidad de tráfico a tu web, y si captas la atención del resto de lectores con tus comentarios este tráfico se puede incrementar. Ahora bien, la atención debe captarse con un comentario interesante o divertido, no poniendo tu texto completo en negrita, cursiva o mayúsculas.

Utiliza las negritas para palabras concretas que quieras resaltar, cursivas para nombres o citas y mayúsculas nunca.

2. Firmar tu comentario

Seguramente ya te habrás dado cuenta de que la mayoría de los formularios de comentarios te piden tu nombre en la primera caja de texto. Exacto, ya has firmado tu comentario antes incluso de escribirlo, así que no es necesario que termines tu comentario poniendo tu nombre por segunda vez..

Además de que es información redundante, también es molesto para algunos.

3. Incluir un segundo (o tercero) enlace a tu web

El punto anterior se aplica igualmente a los enlaces a tu web. La mayoría de los formularios de comentarios ya incluyen una caja para incluir tu URL y que se sirva para que tu nombre enlace directamente a tu web. Si, además, incluyes una segunda URL al final del comentario dará la impresión de que solo estás spameando la sección de comentarios, que vas a la búsqueda de visitas.

4. Escribir un comentario sin haber leído antes el artículo

Parece de sentido común ¿no?. Creo que todos tenemos en nuestros blogs comentarios de gente que parece que no ha leído el artículo, a veces parece que ni siquiera saben en que blog comentan. Hay algunos que incluso podríamos catalogarlos de HOYGAN.

Hay otras veces en que parece que saben de que va el artículo, pero lo interpretan de distinta manera, o lo llevan a su terreno, obviando el tema propuesto.

Si vas a escribir un comentario a un texto, ¿no crees que es lógico leerlo antes?, y de paso, ¿también tratar de comprenderlo?

5. Escribir un comentario de una sola palabra

Vale, de acuerdo, seguro que te gustaría agradecer el maravilloso artículo con un “¡Guay!”, “¡Maravilloso!”, pero estarás conmigo en que no aporta mucho al sentido del artículo. Es mas, muchos de estos comentarios se consideran Spam.

Vamos, seguro que puedes hacer el esfuerzo de escribir una frase completa que exprese tu opinión y, de paso, enriquecer el idioma ¿o no?.

6. Escribir un segundo trackback (enlace de referencia)

Si ya has enlazado al artículo desde un post de tu blog, el software de tu blog es muy probable que envíe una notificación al autor del blog original, y de paso creará un enlace apuntando a tu post dentro de la sección de comentarios. A esto se le llama trackback.

Bien es cierto que no siempre funcionan como deben los trackbacks, y en este caso, dejar un comentario mencionando que escribiste algo acerca del artículo en cuestión puede ser hasta interesante. Pero si el trackback ha funcionado, lo que estarías haciendo si dejas un segundo enlace es Spam.

7. Escribir un comentario como si tu fueras un gurú sabelotodo sobre el asunto

Cada vez que leo un comentario del tipo “Esto es una somera estupidez …” o “No puedes estar mas equivocado …”, incluso algo como “No tienes ni puta idea …”, me tengo que armar de paciencia para no banear para los restos los comentarios del comentarista en cuestión.

Si no estás de acuerdo con las opiniones del autor, exprésate positivamente. Incluso si de verdad eres un experto en el asunto en cuestión, se te verá como un gilipollas si vas con la actitud de sabelotodo.

Tómate las cosas con calma y ayuda a la conversación ;)

Valora este artículo para mejorar la calidad del blog ...

PobreRegularEstá bienMuy buenoExcelente (sin valoración aún)
Cargando…

¡SUSCRÍBETE A NAVEGANDO CON RED!

Si no quieres perderte ninguna publicación suscríbete a la lista de correo. Recibirás solo un email diario y solo si hay nuevo contenido.

Eventualmente recibirás contenido exclusivo y ofertas especiales.

Este blog instala en tu ordenador pequeños archivos de texto llamados "cookies" para mejorar la experiencia de navegación, y la ley (estúpida) me obliga a informarte. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar